La Universidad Pedro Henriquez Ureña (UNPHU) coordinó con el Instituto de Contadores Públicos Autorizados de la República Dominicana (ICPARD), la conferencia que versa sobre “El Cumplimiento de Normas y Códigos en la Profesión de Contabilidad y Auditoria – Informe ROSC”, la cual estuvo a cargo del Lic. Lázaro P. Arias S. - Socio Outsourcing de la firma de auditores y consultores fiscales “Urrutia Liriano & Asociados – IGAF Polaris”.

El Auditorio Max Henriquez Ureña contó con una gran asistencia de docentes y estudiantes de la Facultad de Ciencias Económicas y Sociales que escucharon con interés los aspectos más relevantes que presenta el informe ROSC auspiciado por el Banco Mundial y cómo los líderes de la profesión contable han estado haciendo frente a los principales retos y desafíos que se plantean en el mismo.

El Lic. Arias planteó que uno de los principales desafíos que tiene la profesión contable en el país actualmente empieza precisamente en las aulas universitarias a través de una adecuada malla curricular que sea comprensiva de los estándares internacionales adoptados en el país para que podamos formar un contador para el mundo globalizado en que vivimos hoy día.

Arias quien además es Presidente del Consejo Consultivo del ICPARD Y Secretario de la Asociación de Firmas de Contadores Públicos Autorizados de la República Dominicana (AFCPARD) dió a conocer que ya se han hecho varias reuniones con Directores de Carreras de Contabilidad de las diferentes universidades auspiciadas por el ICPARD en busca de armonizar sobre un pensum que contemple los aspectos de Control de Calidad, Normas Internacionales de Auditoria y Prácticas Relacionadas, Ética en el Ejercicio Profesional, Normas Internacionales de Contabilidad para el Sector Público, Normas Internacionales de Información Financiera y Normas Internacionales de Información Financiera – Pymes, entre otros aspectos que puedan contribuir a la formación integral de un Contador capaz de servir información financiera analizada con pensamiento crítico y desempeñar un rol de consultor empresarial.

El informe ROSC pone de relieve la forma disgregada en que se ejerce el control de calidad, a través de las entidades reguladoras como la Superintendencia de Bancos, de Seguros, de Valores y de Pensiones, mientras el ICPARD no ha logrado implementar un mecanismo que le asegure que las Firmas de Auditoría están ejerciendo según las normativas internacionales adoptadas en el país. En este sentido el ICPARD continúa haciendo sus mejores esfuerzos y está obteniendo la colaboración de la AFCPARD para implementar un marco regulatorio de la profesión que defina las normas y códigos sobre los cuales deben operar dichas firmas.

Al concluir Arias enfatizó que no es posible establecer un control de calidad sin un adecuado seguimiento, mediante un organismo disciplinario capaz de revisar el adecuado cumplimiento del mismo y para contribuir a dicho control los líderes de la profesión deben crear un mecanismo “Certificación Profesional del Contador – CPC”, experimentado positivamente en México y puesto en marcha por otros países de la región alentados por el Banco Mundial. Esta certificación es una garantía adicional de que los profesionales en ejercicio reúnen las competencias y destrezas necesarias para ofrecer informaciones confiables.